Utilizamos "cookies" de terceros para estadísticas, publicidad y redes sociales Más información y cambio de configuración
logo_saborMed320

Rape con gambas y mejillones

Ingredientes para 4/6 personas

Tiempo de realización 45 minutos

Preparación

1. En una cazuela se pone el aceite y se rehoga la cebolla, el perejil y el diente de ajo. En cuanto se doren un poco se retira el perejil y el diente de ajo y se reservan. Dejamos en la cazuela la cebolla y cuando empiece a estar transparente, añadimos el tomate, pelado, limpio de pepitas y cortado.

Al cabo de unos diez minutos, bien con un tenedor o mejor con un machaca-purés de agujero mediano, se escacha el tomate y la cebolla para que tenga consistencia de salsa, pero no tan fina como si la hubieramos pasado por un chino. Se le echa un chorrito de aceite de oliva y la retiramos del fuego. No salar porque luego añadiremos parte del caldo de los mejillones.

2. Entre tanto, en una sartén hemos sofreído, (vuelta y vuelta) el rape cortado en trozos grandes y las gambas. Si utilizamos una sarten antiadherentes no será necesario enharinar el rape. Reservamos.

3. Limpiamos los mejillones y los colocamos en un puchero con el vino blanco. Tapamos y dejamos cocer hasta que se abran. Les quitamos las conchas y reservamos los mejillones.

4. En un mortero mezclamos el diente de ajo, el perejil que habíamos dorado un poco y teníamos reservado y las almendras tostadas, machacando bien hasta obtener una pasta homogenea, que diluimos con un poco de agua y una cucharada del caldo de los mejillones. (si el caldo de los mejillones no está muy salado se podría poner cucharada y media)

5. Añadimos esta mezcla a la cazuela con el tomate, removemos e incorporamos los trozos de rape, los mejillones y las gambas. Dejamos cocer a fuego suave durante 7 minutos. Comprobamos el punto de sal.

6. Se sirve en una fuente y se espolvorea con perejil picado muy fino. Si se desea se puede acompañar de unas patatas cocidas al vapor.

Le recomendamos

dips

3 aperitivos en forma de dips para tomar con panes crujientes: de guacamole, salmón y tomate

Sin aceite de oliva no hay dieta mediterránea ni muchos de sus beneficios

Espárragos blancos cocidos con salsa vinagreta de pimientos y huevo duro

Pimientos rojos asados

Costillar de cordero asado al horno

Mas recetas

1. Tumbet mallorquín 2. Cordero especiado a los frutos secos 3. Palometa o japuta en salsa de pisto 4. Patas de cerdo en salsa de almendras 5. Guiso de sepia con patatas 6. Conejo con verduras al vino blanco 7. Merluza a la sidra 8. Pasta con calabacín y gambas 9. Judías blancas a la vinagreta 10. Ensalada de garbanzos con ventresca de bonito y langostinos con vinagreta de huevo duro11. Gazpacho de espárragos blancos en lata al vinagre de sidra 12. Pulpo a la tunecina

Favoritos

1. La cocina de los espárragos: características, pautas de cocción y mucho más 2. Las propiedades saludables del tomate. El efecto antioxidante del licopeno se aprovecha sólo al cocinarlo? 3. Berenjenas, bajas en calorías y muy presentes en las recetas del mediterráneo. Estos son sus trucos para cocinarlas 4. Historia del vinagre. De conservante natural a aromatizante.5. Los alimentos que mejor le sientan a su piel. El mejor cosmético una buena dieta. 6. Patrimonio quesero español, origen y características de nuestros quesos más conocidos 7. Dietas de adelgazamiento: ni sólo proteínas, ni sólo fruta 8. Dietas milagro, un mal negocio para la salud 9. Valor nutricional del pan integral frenta al pan blanco. Conozca sus diferencias 10. Los beneficios de la patata nueva versus patata de conservación: más nutrientes y más sabor

+ Contenido